Cómo cuidar tu sentido del olfato y consejos para oler bien

Sin la nariz no podríamos disfrutar de la embriagadora fragancia de un perfume. Así que si no quieres perderlo, te contamos cómo cuidar el sentido del olfato.

Cómo cuidar tu sentido del olfato y consejos para oler bien

Si le preguntas a alguien cuál de los cinco sentidos no le gustaría perder nunca, lo más seguro es que mencione la vista o el oído. Sin duda pocos señalarían el olfato, lo que demuestra la poca importancia que le damos. Pero sin él no podríamos disfrutar de la embriagadora fragancia de nuestros perfumes para mujeres, así que si no quieres perderlo, te contamos cómo cuidar el sentido del olfato.

Cuidados del sentido del olfato

Son muchos los cuidados del sentido del olfato que deberíamos tener en cuenta para un buen uso de este gran sentido. Entre ellos podemos encontrar:

  • Mantén la nariz despejada: Cuando nos acatarramos, la nariz no tarda en taponarse. Para deshacerte de esa molesta sensación nada mejor que sonarte la nariz con fuerza y beber mucho líquido para que la mucosidad desaparezca.

  • Entrena tu olfato: es posible ejercitar tu olfato igual que ejercitamos los músculos de nuestro cuerpo. Para desarrollar este sentido, prueba este ejercicio tan sencillo. Todos los días, huele un olor fuerte durante un par de minutos. Hazlo durante tres o cuatro meses varias veces al día. Notarás los resultados.  

  • Haz ejercicio: Aún no sabemos exactamente por qué, pero nuestro sentido del olfato se agudiza después de hacer ejercicio. Los investigadores sospechan que podría estar relacionado con la humedad adicional en la nariz.

  • Deja el tabaco: una lista más a añadir a los perjuicios del tabaco es que fumar puede dañar de forma permanente los nervios que se encuentran en la parte posterior de la nariz, afectando a nuestra capacidad de oler.

  • No bebas alcohol: hay investigaciones que revelan como el sentido del olfato disminuye cuando aumenta el nivel de alcohol en sangre.

  • Humedece el aire en invierno: parece ser que el olfato es más potente en primavera y verano porque hay humedad en el ambiente. Así que preocúpate porque el ambiente de tu casa o de tu trabajo esté lo suficientemente húmedo.

  • Si experimentas una disminución de tu sentido del olfato y no se debe a algo obvio, como un resfriado o alergias, consulta a tu médico sobre ello.

  • Mantente lejos de los malos olores: la exposición prolongada a malos olores no solo fastidia, sino que además embota tu sentido del olfato. Si tienes que estar expuesto a tales olores de forma prolongada, use una máscara sobre la nariz y la boca que filtra algunos de los malos olores.

¿Cómo cuidar el sentido del olfato con la edad?

Según pasa el tiempo, el sentido del olfato pierde propiedades. La pituitaria deja de percibir algunos matices, por eso los cuidados del olfato que indicábamos con anterioridad son importantes a la hora de mantener todas las propiedades de este sentido.

En cualquier caso, debes tener en cuenta que todos perdemos propiedades olfativas con el tiempo, aunque si sabes cómo cuidar el olfato podrás mantener su rendimiento durante mucho más tiempo. 

¿Puedes recuperar el olfato después de perderlo?

Muchas personas han sufrido la pérdida del olfato como un síntoma asociado al Covid-19. Sin embargo, la anosmia, que es la pérdida de este sentido, es causada también por otros tipos de afecciones. Es más, los otorrinos llevan tiempo usando un sistema de entrenamiento del olfato que permite acelerar su proceso de recuperación en muchos casos. 

Cómo entrenar el olfato para recuperarlo

Desgraciadamente, el entrenamiento no sirve para todos los casos de pérdida del olfato provocado por alguna afectación. Aunque sí es cierto que dicho entrenamiento es muy útil para aquellos casos leves y temporales. Por ello, si quieres volver a tener el placer de sentir los aromas que te gustan, seguir estos consejos puede serte de gran ayuda. 

Además, recordemos que no se trata únicamente de volver a identificar los olores y los aromas agradables, sino también aquellos malos olores que nos alertan del peligro, como un alimento en mal estado o el olor a quemado. 

La realidad es que no existe ninguna guía médica para recuperar el olfato, pero sí se suele emplear una técnica que parece ayudar bastante a las personas que lo han perdido a recuperar y cuidar su olfato posteriormente. 

Para llevar a cabo esta técnica, la persona tiene que estar expuesta a cuatro aromas diferentes cada día. Estos son el floral, limón, eucalipto y clavo. 

Según los expertos, al inhalar estos olores se entrena la capacidad del cerebro para identificar, almacenar y recordar los olores. De hecho, esta técnica ayuda en ocasiones a regenerar las células olfativas dañadas por la afección. 

Dicho tratamiento consiste en: 

  • Se pone una gota de aceite esencial de uno de los aromas antes mencionados en un tira de prueba y se huele cada uno durante 30 segundos. 

  • Después de unos segundos, se expone otro de los aromas y así consecutivamente. En total, son cinco minutos lo que suele durar el entrenamiento olfativo. 

Eso sí, es importante tener en cuenta que la persona que esté intentando recuperar su olfato, no puede hacerlo por más tiempo de esos cinco minutos, ya que los aceites esenciales tienen mucha concentración del aroma y tienden a saturar cuando se lleva demasiado tiempo percibiendo el mismo olor. 

Además, para cuidar bien el olfato y recuperarlo el entrenamiento debe hacerse en dos ciclos: 

  • El primer ciclo es el más intenso, ya que la persona tiene que exponerse a los cuatro aromas, tres veces al día y durante dos semanas. 

  • El segundo ciclo es más gradual, dura cuatro semanas en las que el ejercicio se lleva a cabo dos veces al día. 

Además, realizar este tipo de entrenamiento es muy sencillo ya que los aceites esenciales de limón, floral, eucalipto y clavo son fáciles de encontrar y comprar. En relación al tiempo de recuperación y mejora del olfato, muchas personas han mostrado resultados positivos a las seis semanas aproximadamente. 

Aunque cabe destacar que no siempre funciona porque cada caso es individual. Por ello es tan importante cuidar el olfato a lo largo de la vida, para fortalecerlo y tener menos riesgos de perderlo cuando se sufre alguna enfermedad como la gripe o un resfriado. 

Consejos para oler bien

Los aromas son más importantes de lo que pensamos en nuestro día a día. El sentir un olor nos transporta a momentos inolvidables, a personas y lugares que gracias a los olores podemos traer de vuelta. 

Olerlos es tan esencial como transmitirlos. Y así como debemos cuidar nuestro olfato para no perder este maravilloso sentido, también debemos cuidar nuestro propio olor y dejarlo todo en manos del perfume. Por ello, te vamos a dar una serie de pasos para que puedas desprender un aroma agradable durante todo el día. 

Claves para oler bien todo el día

Algunos de los consejos más útiles para que puedas oler bien durante todo el día son:

  • Utiliza desodorante con olor neutro que sea respetuoso con tu piel. 

  • Mantén tu pelo limpio y utiliza champús con esencia, acondicionador, sérum, mascarilla, etc. 

  • Hidrátate tanto por fuera como por dentro. Una piel bien nutrida es esencial para que huela bien. Además, la crema corporal, cuanto más se asemeje al aroma del perfume mejor, puesto que ese aroma parecerá impregnado totalmente en tu piel como si de tu propio olor corporal se tratara.

  • Evita el consumo habitual de alimentos que dejan mal olor corporal, como las carnes rojas, la cebolla o las bebidas alcohólicas. 

  • Mantén tu ropa y tu casa limpia para garantizar un entorno higiénico y no haya malos olores que se mezclen con tu cuerpo.

 

Pon en práctica  estos consejos para cuidar tanto el sentido del olfato como tu olor corporal. Descubrirás que el mundo tiene un montón de olores para sorprenderte.  


visibility 113017
favorite 23893

Si te ha gustado, dale a me gusta y compártelo con tus amigos


Comparte tu opinión, ¿qué te pareció el artículo?